Seguidores

11 abr. 2011

Hay muchos tipos de personas, aquellas que parecen ser buenas y lo son, las que parecen no ser tan buenas y no lo son, las que parecen buenas y no lo son tanto, y las que no lo parecen pero lo son. Todos hemos cometido errores en nuestra vida, y nos hemos tropezado tres y cuatro veces con la misma piedra, eso son cualidades de la vida, caer y levantarte con fuerza, pero cuando te caes, ya tienes esa marca, esa cicatriz que todo el mundo ve, y a veces es más grande que la sonrisa, la sonrisa que demuestra que tienes buen fondo, que no hay cosa que más te duela que ver sufrir al otro, que te disgustas al hacer daño y enseguida te arrepientes, que disfrutas con ver que alguien a quien quieres es feliz a tu lado, y que es gracias a ti. Porque a todos nos pintan una máscara, que ellos mismos deciden como debe ser, pero aun así no debes rendirte, y has de demostrar que tu no eres así, que te has equivocado miles de veces, y es normal eres imperfecto, pero has de sentirte orgulloso de ello, porque las imperfecciones hacen a la persona más especial. Así que se tu mismo, y pinta una sonrisa en tu rostro, y aquella persona que te sepa valorar vera en ti lo bueno, y no creerá en máscaras ni disfraces, solo creera en tí.

No hay comentarios:

Publicar un comentario