Seguidores

15 mar. 2011

A veces dejamos de interesarle a alguna persona con la que creíamos haber conectado bien. Intenta desaparecer de nuestra vida sin hacer ruido, y no te lo dirá nunca, es más, estará dispuesto a negarlo repetidas veces y a afirmar lo contrario si tienes la oportunidad de preguntárselo. Se limitará a ir dejando señales cada vez más evidentes hasta que dejes de engañarte y veas que ya no le importas.

No hay comentarios:

Publicar un comentario