Seguidores

31 ene. 2011

Que el "nunca más", nunca se cumple. Y que el "para siempre", siempre termina.

Es probable que estemos atados a elegir para siempre, entre una cosa u otra, creo que la vida sería más fácil si podríamos tomar todo, o no haría falta elegir nada. Nos ahorraríamos  quizás muchos problemas. Nadie puede elegir una cosa sin perder la otra, siempre vamos a terminar perdiendo algo. Pero hay que pensarlo así: si algo tenemos que dejar, es porque algo mejor habremos elegido.

No hay comentarios:

Publicar un comentario